Nunca hagas esto si quieres que la gente NO se aleje DE TI

Seis comportamientos que hacen que la gente se aleje de nosotrosy cómo cambiar de actitud para no repetirlos.

La mayoría de nosotros queremos tener éxito en nuestras relaciones personales, pero la actitud es crucial para este objetivo. En realidad, hay algunas acciones que, si se repiten, pueden resultar en la alienación de otros de nuestro entorno. En este articulo, cubriremos los puntos mas relevantes y lo que podemos hacer para mejorarlos.

 

1. Ser víctima continua y ponerse continuamente en la peor situación posible.

Asumir esta posición para generar compasión solo puede funcionar por un tiempo. Hay algo de verdad en la expresión «a todos nos gusta estar entre personas dovertidas y alegres». Esto no quiere decir que nunca debas comunicar tus malas rachas o tendencias negativas a tu entorno. Nos evitarán «como la peste» si aceptamos la negatividad como filosofía y la victimización como forma de vida.

 

“Algunas personas solo notan los aspectos negativos de los eventos que les suceden, o predicen constantemente lo que sucederá en el futuro, lo que les dificulta estar alegres. El mundo no existiría si no fuera por ellos. «

Para evitar esto, no podemos echarle la culpa al exterior o al destino de todo lo terrible que nos ocurre, porque ciertas variables están bajo nuestro control, y debemos ser conscientes de que muchas de las cosas que nos ocurren son el resultado de nuestros pensamientos y acciones. . Sólo una buena actitud puede ayudarnos y ganarnos la confianza de los demás.

 

2. Tener envidia

‘El monstruo de ojos verdes’ tampoco contribuye a la formación de un círculo social saludable. Los celos son frecuentemente interpretados en el ámbito social como una señal de que nos preocupamos por los demás; sin embargo, sólo descubriremos irritación e infelicidad en ellos. Producen sentimientos de envidia, obsesión o control que se presentan de forma inconsciente y automática y se proyectan sobre los demás, pudiendo hacer que huyan de nosotros.

Para superarlos, debemos aprender a apreciar nuestras propias habilidades y cualidades, así como la buena fortuna que se nos presente. «Debes abstenerte de compararte con los demás».

 

3. Requerir halagos constantes

La afirmación «para quien lo dulce es amargo» se aplica a cualquier cumplido o adulación que recibimos de los demás. Sin embargo, si nuestra autoestima depende de la afirmación frecuente de los demás, se volverá contra nosotros. La adicción a los cumplidos también puede dañar tus amistades.

No es responsabilidad de las personas que nos rodean ser inspiradores y alimentar nuestro ego: “Cada uno es diferente e irrepetible y no estamos obligados a satisfacer a todos en todo momento, sino solo a nosotros mismos”.

El objetivo es aprender a amarse a sí mismo. Esto no quiere decir que debamos volvernos vanidosos o narcisistas; más bien, debemos tener en cuenta que la forma en que nos ven los demás es simplemente una muestra de la realidad que no siempre es correcta.

4. Reaccionar exageradamente a las situaciones

Situaciones como cuando un gerente elogia el éxito de un colega y no el nuestro pueden herir nuestros sentimientos, pero debemos aprender a relativizar estas ‘pequeñas puñaladas al ego’ y «no cuestionar nuestro valor o menospreciarnos a nosotros mismos».

También debemos evitar llevar todo al plano personal porque no somos el ombligo del mundo. Debemos esforzarnos por mantener el control emocional y evitar reaccionar de forma exagerada ante situaciones ordinarias.

 

Para ser honesto, debemos estar dispuestos a admitir que no somos los mejores en todo. Solo así podremos quitarnos un gran peso de encima: “Si todo el mundo recurriera siempre a nosotros, sería estresante, y no podemos ser especialistas tanto en el ámbito laboral como en el personal. En ciertas cosas, hay quienes tienen mejores ideas que nosotros.

 

5. Negarse a aceptar críticas constructivas.

Nadie está satisfecho con que se enfaticen las deficiencias, pero no está de más recordarlas de vez en cuando. Sin embargo, no debemos confundirlo con la mentalidad de los individuos que solo perciben lo negativo, ya que esto puede ser perjudicial para el progreso personal.

«Nadie es impecable», dijo Joe E. Brown a Jack Lemmon en Some Like It Hot. “Reconocer nuestras carencias es una fortaleza que desarrolla la autoestima y nos ayuda a poner en marcha sistemas para superarlas”.

 

6. Sea totalmente honesto, incluso si nadie le ha pedido su opinión.

Sin que nos pregunten, difundiremos nuestras opiniones sobre cualquier tema, como lo terrible que es la ropa de tu amigo o el pelo de tu compañero de trabajo.

Lo que se describe como «no tener filtro», o hacer juicios gratuitos a diestro y siniestro, puede dañar o incomodar a otros. Hablar demasiado no es una cualidad socialmente valorada: “No se puede hablar lo primero que se te ocurre o criticar a los demás sin pensar sin pensar que podemos ofender.

Debemos aprender a ser más cautelosos, corteses y compasivos. También es útil entender cómo apreciar las características y habilidades de los demás: es mejor errar por el lado de la cautela que del exceso al hacer juicios sobre las personas. Debemos ser conscientes no solo de lo que decimos, sino también de cómo lo decimos.

 

Si estás listo para tomar control de tus emociones y quieres  OBTENER LA AYUDA QUE NECESITAS en Florida o alrededor del mundo, ofrezco consultas virtuales (teleconsulta) o sesiones en persona en nuestras dos locaciones en Miami y Boca Ratón.

ACEPTANDO ACTUALMENTE NUEVOS PACIENTES

Si estas buscando mas información o quieres agendar una cita, llamame directamente al  +1 (800) 593-6109 o enviame un mensaje a través de  https://drbenejam.com/contact-us/